ICSH

Investigación en Ciencias Sociales y Humanidades


1 comentario

Manuel Ferrer. Prometeo y las Humanidades

prometeo

Cuando se publicó esta entrada en la Red de Investigadores sobre Identidades Nacionales (“Debate entre Ciencias y Humanidades”), el pasado 19 de mayo, creía de buena fe que en el Proyecto Prometeo de la Secretaría de Educación Superior, Ciencia, Tecnología e Innovación de la República del Ecuador se valoraban las Humanidades.

Desafortunadamente la realidad me ha abierto los ojos. Las desprecian, y repudian a quienes las cultivamos.

La tramposa contraposición entre Ciencias y Humanidades que, en la mente de no pocos ignorantes, debería conducir a encerrar a las últimas en el más polvoriento y olvidado rincón del más deprimente y triste de los museos arqueológicos, se ve desmentida por el brillo de personalidades como Isaac Asimov, Stephen Jay Gould, Carl Sagan o Lewis Thomas, que desde el prestigio de sus quehaceres científicos enriquecen la nómina de los grandes humanistas de nuestro tiempo.

Y, sin embargo, los responsables de la mayoría de las universidades piensan que su objetivo es preparar a jóvenes para que se incorporen al tejido empresarial, por lo que se pliegan a las necesidades de la industria y la empresa, y dedican sus mayores esfuerzos a la formación técnica de los jóvenes.

Este planteamiento se sustenta en un gravísimo error de principio. Las universidades deben reconocer que sus clientes no son las empresas sino los estudiantes, y que éstos deben recibir una formación integral que los capacite no sólo para el trabajo científico y técnico, sino para ser actores útiles a la comunidad y a la sociedad.

Cierro esta breve consideración con una cita del filósofo Luis Enrique Orozco:

“La universidad representa aquel espacio para la búsqueda del conocimiento, la libertad de pensamiento, la excelencia, la posibilidad de crítica, de diálogo dentro de un clima científico de honestidad intelectual. Esta visión de la universidad contextualizada, enfocada y sintonizada dentro del más amplio concepto de desarrollo humano, de plano se contrapone a aquella que sólo ve en ella una máquina para producir profesionales”.


Deja un comentario

Entrevista con Susana Elizabeth Toro Orellana, Gerente del Programa Prometeo

susana 2

Publicamos hoy el contenido de la entrevista mantenida recientemente con Susana Elizabeth Toro Orellana, Gerente del Programa Prometeo, Secretaría de Educación Superior, Ciencia, Tecnología e Innovación (Senescyt), Gobierno Nacional de la República del Ecuador.

Al agradecer la gentileza de Susana al responder a nuestras preguntas, expresamos también el deseo de que la Red de Investigadores sobre Identidades Nacionales, que la próxima semana contará con 50 investigadores integrados, sirva cada vez más como elemento de cohesión entre becarios de Prometeo que trabajan en ese área de conocimientos.

Les dejo con el texto de la conversación con la Gerente del Proyecto Prometeo:

——

¿Podría explicarnos los cambios más significativos que se han producido recientemente en el proyecto Prometeo? ¿Qué hay de nuevo respecto a los inicios del Proyecto, en octubre de 2010?

 

Para empezar, la vinculación de los Prometeos con el Proyecto pasó a funcionar bajo la modalidad de beca en septiembre de 2013, lo que genera una ventaja significativa para facilitar la incorporación de expertos por períodos de dos a doce meses, no necesariamente consecutivos, para la realización de sus actividades.

Posterior a esto, realizamos una reforma al Reglamento de Becas Prometeo, con lo cual buscamos simplificar los procesos administrativos para nuestros investigadores y mejorar el servicio hacia ellos y la ciudadanía. Este reglamento puede ser descargado en nuestra página web: http://prometeo.educacionsuperior.gob.ec/

 

¿No cree fundadas las críticas de quienes opinan que el proyecto arrincona un tanto la investigación en ciencias sociales, arte y cultura o ciencias de la educación? Porque la función de las universidades es proporcionar a sus estudiantes una formación integral que los capacite no sólo para el trabajo científico y técnico, sino para ser actores útiles a la comunidad y a la sociedad. Y ahí entra de lleno la formación humanística.

 

El Proyecto Prometeo es una iniciativa del gobierno ecuatoriano, que se inserta en el Plan para la creación de una economía social del conocimiento, con miras a transformar el país gracias a la transferencia de conocimiento de los investigadores que hoy se vinculan a través del proyecto mediante becas para la investigación. Estamos dando pasos agigantados para transformar el país, y muestra de ello es el trabajo que está emprendiendo el gobierno para la transformación de la matriz productiva. Por esto, el 80% de nuestros Prometeos están vinculados a proyectos en las áreas de producción e innovación, salud, recursos naturales y ciencias básicas. Si bien mantenemos un porcentaje menor de profesionales vinculados a ciencias sociales, no los dejamos a un lado. Muestra de ello son las Universidades creadas para potenciar las artes y la educación, como la Universidad de las Artes y la Universidad Nacional de Educación.

 

Prometeo es mucho más valorado en el extranjero que en el Ecuador. ¿Qué están haciendo mal para que en casa haya una percepción del proyecto que no es tan positiva como debería ser?

 

Sinceramente creo que sucede lo contrario en el país. Hoy en día, el Proyecto Prometeo se ha reposicionado en la mente de los ecuatorianos: muestra de ello es que el 73% de nuestros Prometeos participan en proyectos de investigación y docencia en 41 de nuestras Universidades, lo cual constituye un logro grandioso considerando que el 93% de las instituciones de educación superior, públicas y cofinanciadas, cuentan con Prometeos en su plantilla de investigadores y docentes. ¿Quiénes se benefician? Sobre todo, los estudiantes y, lógicamente, los profesores, con quienes comparten sus conocimientos. Ahora estamos en un proceso de posicionamiento del Proyecto Prometeo, generando “ruido” en redes sociales y otros medios de comunicación, para que la ciudadanía perciba los logros de nuestros investigadores.

 

El crecimiento exponencial del número de becarios de Prometeo plantea indudablemente muchos retos de gestión. ¿Cuáles son los principales desafíos y cómo están actuando para evitar que pudieran verse desbordados por el propio éxito?

 

Actualmente, nos encontramos en un proceso de reestructuración interna del Proyecto para atender eficientemente a nuestros Becarios Prometeos. Según el ritmo de crecimiento del número de Prometeos, nosotros también hemos ido creciendo: y no sólo en número de personas integradas al equipo, sino también mediante una revisión minuciosa de nuestros procesos, que nos permite poseer una visión más clara para implementar acciones de mejora. Un ejemplo podría ser la reforma de nuestro reglamento, que tuvo el objetivo de simplificar algunos procedimientos con los Prometeos. Es necesario enfatizar que, debido a que el Proyecto es nuevo, el desafío de ir innovando es continuo.

 

¿Es usted consciente de que, si se consiguiera una eficaz red de comunicación entre becarios Prometeos, podrían lograrse resultados extraordinarios para el impulso de la investigación en el Ecuador?

 

Efectivamente. En este momento estamos desarrollando un proyecto junto con la Subsecretaría de Fortalecimiento del Conocimiento y Becas, para incorporar a Prometeos y becarios ecuatorianos a una plataforma que permita la interacción entre actores interesados en el intercambio de conocimientos. Esperamos que esta Red entre en funcionamiento a mediados del mes de agosto.

 

No son pocos los becarios de Prometeo que, una vez terminado su contrato, estarían encantados de quedarse en el país, vinculados a alguna institución donde puedan continuar las labores que dejaron en marcha. Parece lógico que también las propias instituciones educativas del Ecuador compartan ese interés, pues a fin de cuentas se lograría de esa manera que el generoso esfuerzo económico de Senescyt revierta en beneficio de las universidades ecuatorianas. De otra parte, esto podría provocar recelos de investigadores y profesores nacionales, temerosos de una competencia que puede resultarles amenazadora. ¿Cuáles son sus puntos de vista en torno a estos temas?

 

El Proyecto contempla vinculaciones con periodos de tiempo definidos entre dos y doce meses (no necesariamente consecutivos), pero no hay impedimento para que los expertos se vinculen con las instituciones una vez que hayan terminado su compromiso con nosotros. Tenemos varios casos de Prometeos que han permanecido en el país tras terminar su vinculación, como el ecuatoriano Diego Páez, biólogo marino, quien actualmente trabaja en el centro de investigación de la Universidad San Francisco, en la isla de San Cristóbal. Finalmente, serán las instituciones quienes decidan. Aunque, en el caso de los ecuatorianos es algo que debemos fomentar.


Deja un comentario

Proyecto Prometeo

prometeo

Promovida por el Gobierno de Ecuador, esta iniciativa auspicia la incorporación a las universidades ecuatorianas de profesores universitarios que residan en el extranjero, cualquiera que sea su nacionalidad o su lugar de nacimiento.

Con este Proyecto se busca fortalecer la investigación, la docencia y la transferencia de conocimientos en temas especializados, a través de la vinculación de investigadores extranjeros y ecuatorianos residentes en el exterior. Está dirigido a universidades, escuelas politécnicas, institutos públicos de investigación y otras instituciones públicas o cofinanciadas que requieran asistencia en el desarrollo de proyectos de investigación en sectores prioritarios. Las vinculaciones con los becarios de Prometeo serán por períodos de 2 meses hasta un año (no necesariamente consecutivos), tiempo en que deberán desarrollar un proyecto en conjunto con su institución de acogida que aporte a áreas prioritarias de conocimiento como: ciencias de la vida, ciencias básicas, recursos naturales, innovación, producción, ciencias sociales, ciencias de la educación, arte y cultura.

Los links más relevantes son: prometeo.educacionsuperior.gob.ec (donde se contiene información relevante y detallada sobre el proceso de postulación y logros del Proyecto) y postulaprometeo.educacionsuperior.gob.ec (url del sistema de postulaciones).

A continuación se muestra un resumen de los logros alcanzados por Prometeo desde su entrada en vigor, en octubre de 2010.

 

Componente Información
Fecha inicio del Proyecto Prometeo 7 de octubre de 2010
Personas capacitadas (estudiantes, docentes, ciudadanos) 93.487 ecuatorianos
Prometeos aprobados en Comité Ejecutivo de Becas Prometeo (total) 187
Finalizados 187
Vinculados 342
Por vincularse 301
Número Prometeos ecuatorianos 70
Capacitaciones impartidas 4.680
Áreas del conocimiento Ciencias de la vida (24%)

Recursos naturales y medio ambiente (20%)

Ciencias básicas (6%)

Producción e innovación (32%)

Ciencias sociales (10%)

Ciencias de la educación (4%)

Arte y cultura (4%)

Instituciones de acogida 105
Nacionalidades de los Prometeos 48
Instituciones de educación superior beneficiadas 40
Provincias con Prometeos 18

Azuay
Bolívar
Carchi
Chimborazo
Cotopaxi
El OroEsmeraldas
Galápagos
Guayas
Imbabura
Loja
Los Ríos
Manabí
Pastaza
Pichincha
Santa Elena
Sto. Domingo de los Tsáchilas
Tungurahua
Programas de posgrado desarrollados con Prometeos 378
Prometeos en nuevas universidades Yachay 6Ikiam (a través del MCCTH) 4

 


Deja un comentario

Experto en Documentación Científica para el Proyecto Prometeo

prometeo

Se busca incorporar a un experto en Documentación Científica al Proyecto Prometeo, para el  mejoramiento de criterios de calificación y propuestas de investigación, y para la obtención de proyectos de calidad.

PROYECTO

Evaluación de procesos al interior del Proyecto Prometeo, para el  mejoramiento de criterios de calificación y propuestas de investigación, para la obtención de proyectos de calidad.

OBJETIVOS

  • Identificar y mejorar los criterios y procesos de evaluación.
  • Mejorar y agilizar el proceso de evaluación de propuestas de investigación.
  • Mejorar la calidad de las propuestas de investigación.
  • Determinar los criterios para la evaluación de los resultados de la investigación.
  • Potenciar las herramientas de evaluación al momento de calificar a los postulantes.
  • Proveer capacitación al personal del Proyecto  metodología y técnicas de investigación científica.

Fecha  incorporación:  inmediata – Junio – Julio, 2014

Los interesados puede dirigirse a Nohelia Zambrano (nzambrano@senescyt.gob.ec)