ICSH

Investigación en Ciencias Sociales y Humanidades


Deja un comentario

Octavio Ruiz-Manjón. Asesinatos de diputados en la Guerra Civil Española: 77 en zona republicana y 72 en zona nacional

Julián Marías, en el segundo volumen de sus memorias, describió la Guerra Civil española de 1936 como «una ola de odio y criminalidad». En la semana de la aprobación de anteproyecto de Ley de Memoria Democrática, resulta pertinente recordar que el caso de Lluis Companys (detención en Francia, trasladó a España, consejo de guerra y fusilamiento) no es único, si no que hay otros muchos. Un buen ejemplo es el diputado socialista Julián Zugazagoitia. Pero hay más, y en ambos bandos. Sobre todo al principio de la guerra.

Una ola que barrió a españoles de todo signo, porque hubo demasiadas personas que se dejaron ganar por ese sentimiento de odio y que se sintieron impunes para llevar a cabo

sus proyectos criminales. Mientras que los militares sublevados tardaron un poco en perfilar su proyecto político, en el territorio que quedó bajo el control de las autoridades republicanas se abrió paso la idea de que era el momento de iniciar la revolución que algunas fuerzas proletarias venían echando en falta. Lo que sí parecía naufragar era el régimen democrático que los españoles se habían dado en 1931.

El resultado inmediato sería un verano y un otoño sangrientos en los que criminales repletos de odio camparon a sus anchas. La idea de la espontaneidad de esas acciones violentas no es de recibo, y no ha sido defendida por ningún historiador serio. En ambos bandos, las autoridades fueron cómplices, cuando no inductoras, de los asesinatos que se cometieron. El de Calvo Sotelo había proporcionado el modelo.

Un demócrata, como lo había sido toda su vida el republicano moderado Melquiades Álvarez González-Posada, no tenía sitio en el Madrid de agosto de 1936 y sería asesinado en la cárcel Modelo de Madrid, en donde estaba bajo la supuesta protección del Estado. Su asesinato, en el que se vio acompañado por los exministros, también republicanos moderados, Manuel Rico-Avello, Ramón Álvarez-ValdésJosé Martínez de Velasco, angustió a Manuel Azaña, presidente de la República, y se ha contado que Indalecio Prieto, que visitó el lugar después de los asesinatos, comentó: «Con esto hemos perdido la guerra».

Es muy posible que se trate de una frase apócrifa, pero está en línea con las llamadas a la piedad y a la clemencia que líder socialista había hecho en una alocución radiofónica de unos días antes de los asesinatos. Otro escenario preferido de aquella violencia criminal fue la institución que mejor representaba a la democracia española: el Congreso de los Diputados.

Tragedia

Las investigaciones de quien esto suscribe, presentadas hace unos meses en una sesión solemne de la Real Academia de la Historia, han permitido establecer que casi ciento cincuenta de los que habían sido diputados en alguna de las tres legislaturas republicanas fueron asesinados durante el conflicto, sobre todo en los primeros meses de la guerra. Setenta y siete lo fueron en la parte de España leal al Gobierno y setenta y dos en la zona sublevada. Un resultado muy apretado, como suele decirse en términos deportivos, pero revelador de una tragedia en la que la principal víctima parecía la democracia republicana, que tantas ilusiones había generado en 1931.

Esos diputados asesinados eran personas que encarnaban la soberanía nacional, lo que no parece que les importara mucho a los que perpetraron aquellos crímenes. Tanto en la zona sublevada como en la que permanecía leal al Gobierno de la República, la eliminación de un diputado era una forma simple de minar la fortaleza del adversario y de inutilizar su capacidad de resistencia. No es extraño, por tanto, que los dos partidos que más sufrieron esta represión violenta fueran las dos grandes formaciones de la vida política de aquellos años: el PSOE, en la izquierda; la CEDA, en la derecha.

Entre los casi cuarenta diputados socialistas asesinados durante la Guerra Civil se contaban muchos líderes locales del partido, especialmente de Andalucía y de lo que entonces se conocía como Castilla la Vieja. Entre los veinticinco diputados de la CEDA asesinados se encontraban también muchos dirigentes locales y el joven catedrático Federico Salmón, que había sido ministro de Trabajo durante algunos meses de 1935. Su lealtad a las instituciones democráticas siempre había parecido incuestionable.

Lamentablemente, la represión contra los diputados no terminó con la guerra porque, en los años siguientes, otros treinta y cuatro diputados serían ejecutados, muchos de ellos tras juicios sumarísimos.

Ese fue el caso de Julián Zugazagoitia, que había sido director de «El Socialista madrileño» y diputado por Badajoz en 1931, y por Bilbao en 1936. A él se debe el libro «Guerra y vicisitudes de los españoles», uno de los testimonios más lúcidos y generosos que se haya escrito sobre la guerra, cuando las armas apenas habían dejado de sonar.

A finales de julio de 1940 fue detenido por la Gestapo y entregado a las autoridades españolas. Tras un inicuo juicio sería fusilado a comienzos de noviembre junto con el también socialista Francisco Cruz Salido.

Hay una carta que Zugazagoitia escribe a su mujer en vísperas de ser fusilado, que merecería su pronta publicación por quien la posee y tiene capacidad para hacerlo. Es un testimonio de una extraordinaria altura moral que ratifica lo que ya dejó escrito al final de su libro: «Todo me parecerá soportable antes de envenenar, con un legado de odio, la conciencia virgen de las nuevas generaciones españolas».

Texto completo en fuente original


Deja un comentario

Las enfermeras denuncian ante la Fiscalía de Menores el grave riesgo de los niños en los colegios

La Plataforma Estatal de Enfermera Escolar ha informado a la Fiscalía de Menores de la situación de grave riesgo que sufren los niños, niñas y jóvenes en los centros educativos como consecuencia de que las distintas administraciones públicas no están utilizando todos los medios a su alcance para mitigar y controlar el riesgo de contagios de Covid-19 a través de la presencia de una enfermera o enfermero en las aulas.

En un escrito suscrito por los representantes de las asociaciones integrantes de la Plataforma Estatal de Enfemera Escolar -el Sindicato de Enfemería, Satse, el Foro Español de Pacientes, FEP y el Sindicato Independiente de la Enseñanza Pública Anpe- se da traslado al Ministerio Público de Menores de la situación que se vive en los centros.

Según informa la plataforma en un comunicado, tras detallar de forma pormenorizada las actuaciones acordadas por las distintas autoridades competentes, dicho órgano concluye que las destinadas a proteger a los menores en sus centros educativos no son suficientes, “al no implementar una medida que resulta fundamental e imprescindible para garantizar su protección y seguridad como es la implantación de la enfermera escolar”.

Texto completo en fuente original


Deja un comentario

Cees Nooteboom: España, en lo esencial, es un país que no se ha reconciliado

Al tiempo que Europa trata de unirse hay partes de distintos países que están intentando separarse. Lo hemos visto en Italia, aunque ahora ahí eso ha ido a menos. En España es un fenómeno que no se acaba. No puedo decir que no quiero hablar de la política española, porque leo las noticias, tanto aquí como cuando estoy en España, aunque ahora no puedo volver a mi querida casa de Menorca. Veo que ante esta pandemia no hay unidad. Desde el punto de vista político, andan todo el rato a la gresca. Uno pensaría que este sería el momento de unirse y ayudar a los que están enfermos… En un punto de El desvío a Santiago, reflexionando sobre la Guerra Civil, escribí que España puede ser cruel y también puede ser lo contrario. Pero España es un país que en lo esencial no se ha reconciliado. Hablamos de la reforma de 1976; ahí había mucha esperanza en la reconciliación, estaban Adolfo Suárez y Santiago Carrillo, todo el mundo quería eso. Hoy, sin embargo, vemos que esa división sigue ahí. También hay una gran división económica, algo que por cierto ocurre ahora mismo en todas partes. No sé, es muy desconcertante.

Texto completo en fuente original


Deja un comentario

Manifiesto de Héctor Aguilar Camín en defensa de la libertad de expresión en México

Amigas y amigos de la comunidad científica y académica de México:

Las condiciones públicas de los medios independientes en México se han vuelto particularmente complicadas. Hemos participado en la redacción de un manifiesto que nos parece que describe bien el momento en que estamos. Es el que va abajo. Quiero invitarles a firmarlo a título individual si les parece pertinente hacerlo. También los invito, si les parece pertinente, a que lo compartan con miembros de sus comunidades, institutos y centros. Si deciden participar, sería de gran ayuda que enviaran su firma de la siguiente manera: nombre, profesión, adscripción académica.

Déjenme saber qué piensan al respecto.

Saludos afectuosos,

Héctor

_____

EN DEFENSA DE LA LIBERTAD DE EXPRESIÓN

La libertad de expresión está bajo asedio en México. Con ello, está amenazada la democracia. El presidente López Obrador utiliza un discurso permanente de estigmatización y difamación contra lo que él llama ‘sus adversarios’. Al hacerlo, agravia a la sociedad, degrada el lenguaje público y rebaja la tribuna presidencial de la que debería emanar un discurso tolerante.

El presidente profiere juicios y propala falsedades que siembran odio y división en la sociedad mexicana. Sus palabras son órdenes: tras ellas han llegado la censura, las sanciones administrativas y los amagos judiciales a los medios y publicaciones independientes que han criticado a su gobierno. Y la advertencia de que la opción para los críticos es callarse o dejar el país.

El presidente ha despreciado la lucha de las mujeres y el feminismo, ha ignorado los reclamos ambientalistas, ha liquidado presupuestalmente a los organismos autónomos, ha tratado de humillar al poder judicial, ha golpeado a las instituciones culturales, científicas y académicas, y ahora pretende socavar la libertad de expresión.

Recordemos, por último, que no se estigmatiza a personas físicas o morales desde el poder presidencial sin ponerlas en riesgo. No se alimenta el rencor desde esa tribuna, sin que el odio llegue al río alguna vez.

Esto tiene que parar.


Deja un comentario

Fabio Isaza Rincón, el Mico Isaza: el santo forajido

Robaba a los que tenían plata y la repartía entre los pobres. Quitaba al que tenía para dar al que carecía de todo. Sus fechorías eran bien conocidas por los habitantes de los barrios cucuteños de Gaitán, Alfonso López y Cundinamarca en los años sesenta del siglo pasado.

En Cúcuta todos conocen a Fabio Isaza, muerto a manos de la policía el 24 de agosto de 1964; y cada día recibe numerosas visitas que traen sus ofrendas: flores, latas de cerveza, aguardiente, cigarrillos encendidos, marihuana, bazuco…; y se le hacen serenatas, y se celebran misas ante su tumba, en el Cementerio Municipal, en la parte alta del barrio San José. Y eso porque el decir de la gente es que obra milagros: poder comprar una casa, un coche o una moto; conseguir esposo, o ganarse el chance.

El realismo mágico de García-Márquez se queda corto cuando uno se acerca a la cotidianidad de tantas ciudades y tantos pueblos de Colombia.

Más información:

http://cronicasdecucuta.blogspot.com/2011/12/105-el-cementerio-central-y-leyenda.html

https://www.facebook.com/watch/live/?v=893640437704682&ref=watch_permalink


1 comentario

Paypal, ¿una deriva hacia la incompetencia o la delincuencia?

Cuesta entender lo que está ocurriendo con este servicio, que tan útil se ha revelado durante tanto tiempo, y que se ha convertido en una fuente de preocupaciones y de sospechas: todo ello coincide, de modo significativo, con la imposibilidad de acceder a un contacto telefónico que permita esclarecer y solucionar los problemas.

En SAICSHU nos hemos visto obligados a cerrar la cuenta de Paypal, y hemos recomendado a nuestros usuarios que, si quieren evitar hurtos, hagan lo mismo.

Rogamos que den la máxima difusión a esta alerta.

Ahí va un botón de muestra del riesgo que comporta hoy mantener una cuenta en Paypal:

_____

Resulta que no sé cómo, cuándo, ni desde dónde, alguien entra a mi cuenta de PayPal, que solo he abierto con mi portátil y móvil, y compran dos billetes del AVE Barcelona-Madrid, de más de 200 euros y me lo quitan de la tarjeta de crédito.

Fue todo un despropósito: si tú vas a comprar un billete de AVE, Renfe te pide todos tus datos, porque los billetes son personales, como los de los aviones. Y, sin embargo, pudieron comprarlos de madrugada de forma que no pude denunciar desde aquí (Ecuador) a causa de la diferencia horaria.

PayPal no facilita las denuncias ya que no tiene soporte telefónico. Y Renfe se lava las manos, aunque deja vender billetes en plataformas sin datos personales. Todo un cúmulo de disparates y de irregularidades.

Conclusión, puse denuncia y eliminé todas las tarjetas y cuentas de PayPal, que antes no usaba mucho, pero ahora ya no uso nada.


Deja un comentario

Comunicar, 65

Se ha publicado recientemente el último número de Comunicar, con el sugerente título: ‘Metodologías mixtas emergentes en investigación social: El reto de la digitalización’.

Como en anteriores ocasiones, la revista cuenta con una sección monográfica y una amplia variedad de artículos en la sección Miscelánea. Todos los artículos están disponibles a texto completo y de manera gratuita en nuestra web oficial.

Acceso a los contenidos


Deja un comentario

Nodos del Conocimiento 2020 – Congreso virtual – Call for papers

El Laboratorio de Estudios en Comunicación (LADECOM) de la Universidad de Sevilla, en colaboración con el Grupo de Investigación en Comunicación e Información Digital (GICID) de la Universidad de Zaragoza y Egregius congresos y eventos, convoca al Congreso Internacional Nodos del Conocimiento:

Universidad, innovación e investigación ante el horizonte 2030

10 y 11 de diciembre de 2020

Más información